¡Descubre los 5 superalimentos para una dieta saludable!

Es posible que todavía estés cumpliendo estrictamente tu buen propósito de comer de forma más saludable en 2018, pero el verdadero desafío es mantener estos cambios positivos de estilo de vida el resto del año. Hemos destacado una selección de alimentos que pueden ayudarte a cuidar de tu salud y a mejorar tu estilo de vida cotidiano.

 

1. Pescado azul

Comer al menos dos porciones de pescado cada semana es una de las mejores cosas que puedes hacer para mejorar la salud de tu corazón y reducir el riesgo de enfermedades cardiovasculares. El salmón, por ejemplo, es una excelente fuente de ácidos grasos omega-3, que también se han relacionado con un menor riesgo de depresión.

 

2. Brócoli

El brócoli es rico en vitamina K y vitamina C, que son nutrientes esenciales para la formación de los huesos. También ofrece una dosis saludable de sulforafano, que se ha vinculado con la prevención de algunos tipos de cánceres. Además, funciona muy bien en numerosos y variados platos, desde ensaladas y salteados hasta curris y sopas.

 

3. Chocolate negro

Puede parecer mentira que algo tan sabroso sea realmente beneficioso para nuestra salud, pero hay muchos estudios que sugieren que el cacao en polvo del chocolate negro puede ayudar a reducir la presión arterial. El cacao en polvo también es rico en flavonoides, que aparentemente pueden reducir el colesterol "malo" o LDL y aumentar los niveles "buenos" de HDL.

 

4. Legumbres

Las legumbres forman parte de la dieta habitual de la mayoría de personas, ya que el término "legumbres" abarca numerosas formas de guisantes, frijoles, lentejas y otros. Las legumbres son una fuente importante de fibra insoluble, que ayuda a la digestión, y fibra soluble, que ayuda a mantener equilibrados los niveles de azúcar en la sangre y reduce el colesterol en el torrente sanguíneo.

 

5. Ajo

El ajo está presente en una gran cantidad de platos y estilos de cocina de todo el mundo, por lo que es un alimento particularmente fácil de agregar a tu dieta. Los estudios sugieren que puede mejorar la circulación sanguínea, disminuir la presión arterial y fomentar niveles de colesterol más saludables.